El Hobbit: La Batalla de los Cinco Ejércitos y por qué deberías estar en el cine ahora

the-hobbit-the-battle-of-the-five-armies-poster

El martes pasado fui a la Avant Premiere de El Hobbit Parte 3 “La Batalla de los Cinco Ejercitos” y curiosamente, a pesar de leer varias veces el libro, nunca me interesó ver ni la primera, ni la segunda parte, así que apurado hice una maratón para no quedar colgado en el cine. Después del éxtasis por la sobredosis de Tolkien y tras darme cuenta de que hay harta gente que no las ha visto, decidí escribir para ellos, los que nunca han visto El Hobbit, aquí van las 5 razónes más superficiales pero igual importantes por las que deberías ver las películas del Hobbit.

1 Más de la mitad de tus amigos habla de esto: Es súper común que cuando se estrena una película muy exitosa, tu circulo comienza a hablar de ella y nadie quiere pasar por la incómoda situación de ser “el que no la ha visto”. Porque en primer lugar nadie de ellos entiende que exista un ser humano inmune al deseo de ver estas películas, reconócelo, las razones de no haberlas visto están fuera de tus manos y nunca pasaron por no querer hacerlo.

2 Los clásicos de mañana se viven hoy: Está demás decir que una adaptación de estas proporciones significarán en el futuro un gran significado, convirtiendo el material en películas de culto y por ende, experiencias en torno a ellas. Pero no faltamos nosotros, los que nunca enganchamos desde el principio y que después nos perdemos la oportunidad de participar activamente en el compartir de experiencias en torno a esto y na pos, que lata, porque todos andarán contando cuando, como, por qué y con quién vivieron esa experiencia hace 10 años y tu no podrás contar nada.

3 Legolas: Hace un tiempo un amigo me reclamaba que por alguna extraña razón habían decidido incluir a Legolas y a otros personajes más en El Hobbit, que no tenía sentido porque ni siquiera salen en el libro. Yo en ese momento, ignorante del desarrollo de la historia contada en pantalla, pensé que todo se debía a un evidente aprovechamiento del personaje para generar continuidad y por razones comerciales, sin embargo tras ver la última entrega, mi cerebro hizo click en este personaje y otros más, vinieron al Hobbit a explicarnos su razón de ser en El Señor de Los Anillos, de manera más explícita y simbólica, por lo tanto si hay cabos sueltos en tu mente de esas películas, debes aclararlas con éstas.

4 La Música: Muchas de las emociones vividas en el cine se deben a las tremendas bandas sonoras, todos debemos recordar como Enya se volvió ultra conocida al interpretar May it be para La Comunidad del Anillo. Esta trilogía no es la excepción, por ejemplo, la segunda película tiene la colaboración de Ed Sheeran con la canción I see fire, que está escrita y pensada para esta travesía de los enanos y su valentía hacia la batalla.

5 Compartir: La verdad es que esta razón no tiene absolutamente nada que ver con las películas, pero creo que una de las grandes oportunidades que nos brinda el cine es compartir con amigos, polol@s y seres queridos, asi que debes aprovechar esta oportunidad para llevar a la gente que quieres al cine, compartir esos momentos juntos y en 10 años recordar que ese clásico del cine lo vieron juntos.

Deben existir mil razones de peso para ver El Hobbit, pero la razón principal siempre debe ser el amor al cine, a encontrarnos con esa pantalla gigante que nos invita a ser parte de esta gran historia de valentía, amor, honor y por sobre todo compañerismo. Mil cosas buenas se pueden sacar de esta historia, te invito a vivirla y a ser parte de esta última entrega de El Hobbit, aún alcanzas a ponerte al día, recién se estrenó ayer.